martes, 24 de enero de 2012

La Vijanera




Primer Domingo del año, no nos lo podemos perder, nos vamos a la Vijanera a Silio.
La Vijanera es una de las fiestas más tradicionales y arraigadas de Cantabria se trata del primer carnaval del año, al que acuden cientos de personas. Varios personajes intervienen en este peculiar carnaval, declarado Fiesta de Interés Turístico Nacional.


No está claro el verdadero origen de esta celebración, y existen diversas teorías al respecto, aunque podría derivarse de los cultos naturalistas propios de la Cantabria prerromana, en los que se adoraba al sol, la luna, los ríos y las montañas. Uno de los personajes de la Vijanera es el zarramaco, personajes conocido en Asturias y Cantabria, como los zamarrrones de Polaciones, y que designaban a los jóvenes guerreros de las tribus cántabras. Otras teorías relacionan La Vijanera con el rito celta del solsticio hiemal, que celebra el alargamiento de los días y el lento despertar de la Naturaleza.

Esta fiesta, al margen de su origen, entronca con tradiciones romana, que posteriormente en la época cristiana fueron mal vistas. En la página web de La Vijanera, se exponen ampliamente todas estas teorías, así como documentos históricos que hacen referencia a este carnaval.
En la historia más reciente, se tienen datos de La Vijanera que se celebraba en muchos pueblos del valle de Iguña, actualmente, la más conocida y popular es la de Silió, que ha seguido durante décadas con la tradición y cuenta, incluso, con un museo.



Lo más peculiar de este carnaval son sus personajes. Empezando por el ‘zarramaco’, que encarna al guerrero del bien. Se trata de uno de los personajes más espectaculares y el que está presente en muchos de los carnavales que se celebran en invierno en el norte de la Península y de Europa. Vestido con pieles de carnero y adornado con grandes campanos, su rostro se pinta de negro. Con el ruido que producen sus campanos tratan de ahuyentar los malos espíritus. Son los encargados de sacar al oso de su hibernación.



Precisamente el oso es otro de los personajes protagonistas de la Vijanera. Vestido con pieles de oveja y con hocico de madera, el oso y su amo, forman parte del simbolismo de la fiesta. El oso va sujeto al amo por una cadena mientras brama, gime y danza. El oso, simboliza el peligro que acechaba a los ganados y los hombres, por lo que representa el mal, mientras que el amo es parte del bien. 

La gorilona, los danzarines blancos, la pepa, la madama, los viejos, los guapos, los trapajeros vestidos con tiras de vivos colores, los trapajones cubiertos de hojas de mazorcas secas, zorroloco, la preña… son también singulares protagonistas de este colorista evento, que mantiene en sus ropas y en sus representaciones los ritos ancestrales de este carnaval de montaña.



La fiesta comienza al filo de las 6,30 de la mañana, antes del amanecer, cuando los jóvenes vijaneros salen por el pueblo para hacer sonar los grandes campanos y despertar al resto de vecinos.

Sobre las 11 de la mañana es la salida, momento en que pequeños grupos desde los caseríos y casas particulares van conduciendo a los vecinos y visitantes hacia un parque, donde van apareciendo los diferentes personajes de la Vijanera. En ese momento se produce la captura del oso. Mientras en los límites del pueblo, ‘la raya’, se produce la lucha para defender la raya, un frenético baile en el que participan los zamarracos y el danzarín blanco. Tras ellos se cantan las coplas y se produce el parto de la ‘preñá’, que simboliza el nacimiento del nuevo año. El carnaval finaliza con la muerte del oso. Este animal escoltado por el amo, los zarramacos y otros personajes, llega a la plaza de la iglesia donde es asediado por los presentes hasta morir, simbolizando de esta manera, el triunfo del bien sobre el mal.

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...